Saltar al contenido
Caja de los 5 Sentidos

¿Cómo cuidar tu piel?

Dos fenómenos explican el envejecimiento de la piel. Por un lado está el avance de la edad o envejecimiento natural que se traduce en la reducción de la actividad de las células que están en el origen de la buena salud y el tono de la piel. Por otro lado, existe un factor ambiental y externo con la contaminación, el sol, el estrés y el tabaco que atacan la piel a diario. Para retrasar el envejecimiento cutáneo es fundamental cuidarlo mediante un rutina de belleza diaria y tratamientos de cosmética natural.

Cuidar tu piel: ¿qué gestos adoptar?

Cuidar tu piel requiere disciplina. Es fundamental limpiarlo, hidratarlo y protegerlo a diario mediante una rutina de belleza.

Desmaquillado / limpieza

Este primer paso es fundamental, porque la piel está dañada por la contaminación, el frío y el sol. Además, cuando está cubierta de maquillaje, se asfixia y no puede respirar. Por tanto, es importante limpiar a diario para evitar que la suciedad, la piel muerta, los residuos de maquillaje y el sudor la obstruyan y la envejezcan prematuramente.

Hidratación

Una vez que se realiza la limpieza / desmaquillado, la piel necesita estar nutrida e hidratada. Esto es lo que le permitirá mantener su tono y elasticidad. Puedes usar un archivo aceite hidratante o una crema según la consistencia que prefieras. La penetración se realiza mediante pequeños círculos concéntricos.

Proteccion

Si el sol en pequeñas dosis aporta vitamina D beneficiosa para nuestra salud, en grandes cantidades ataca la piel. De hecho, puede provocar quemaduras solares, daños en la piel y sequedad. Por este motivo es fundamental proteger tu piel del sol con ropa y complementos adecuados y protector solar. Asimismo, el frío también es perjudicial para la piel, ya que la irrita, seca y reafirma. De buenos productos para el cuidado de la piel por tanto, se recomiendan. Regresaremos a este punto en el siguiente párrafo.

Cuidar tu piel: ¿qué gestos adoptar?

¿Cómo tener una piel hermosa?

La rutina de belleza que te acabamos de presentar es el primer paso a dar para tener una piel hermosa. Retrasar el envejecimiento es fundamental por los motivos que hemos comentado. Para darle luminosidad y salud a tu piel, también debes prestar atención a los productos que utilizas. Son preferibles los productos naturales que no contengan ingredientes que puedan ser nocivos para la salud, alérgenos, irritantes o persistentes en el organismo. Por ejemplo, no es raro encontrar siliconas en algunos humectantes (por ejemplo, ciclohexasiloxano, ciclopentasiloxano, etc.) que se utilizan para darles un aspecto sedoso y elástico. Sin embargo, esta sustancia penetra y permanece permanentemente en el cuerpo y su efecto aún no se conoce bien. Asimismo, muchos productos cosméticos contienen parabenos o filtros UV, que se sabe que son dañinos para la piel.

Además, la higiene de la vida también es importante. La falta de sueño, el tabaco y el alcohol desgastan el organismo y, en consecuencia, las células que forman la epidermis. Optar por un estilo de vida saludable, libre de tabaco, con un sueño regular y un consumo moderado de alcohol promueve la vitalidad de la piel y una buena salud celular.

¿Qué productos naturales elegir?

Es mejor favorecer Cosméticos naturales recomendados para la salud de la piel.. Los encontrará en sitios especializados como My Venus bio; puede consultar este sitio siguiendo el enlace. También puede encontrar productos de belleza orgánicos y naturales en las tiendas orgánicas que ofrecen muchas marcas de cosméticos naturales.

Marcas como Léa Nature, l’Arbre vert, Naturé moi, cuyos productos son generalmente de buena composición, se encuentran fácilmente en los supermercados. Las farmacias y droguerías también ofrecen marcas como Avène, La Roche-posay, etc. reconocidos por sus productos delicados y no tóxicos. Sin embargo, todavía es necesario verificar siempre la composición de los productos, porque incluso con las marcas más famosas hay irregularidades.

Desde un punto de vista general, evite los tratamientos que contengan siliconas, parabenos y filtros UV. En su lugar, prefiera tratamientos basados ​​en ingredientes naturales como los aceites esenciales, por ejemplo.

Por último, cerramos este artículo con una pequeña nota ecológica. Te recordamos que la belleza y el medio ambiente no se excluyen mutuamente. Comprar desde buena cosmética natural como te hemos aconsejado y no acumules productos innecesariamente en tu cabina de ducha. De hecho, reducir los desechos en el baño puede ser el primero de un enfoque eco-responsable.

¿Qué productos naturales elegir?