Saltar al contenido
Caja de los 5 Sentidos

¡Perder grasa abdominal con 5 posturas de yoga específicas es fácil!

La grasa del vientre es una de las áreas más difíciles de quemar del cuerpo. ¡El yoga es uno de esos deportes dulces muy efectivos que te permitirán decir adiós a tu pequeño salvavidas! Pero para eliminarlo rápidamente, también es necesario seguir una dieta sana y equilibrada, de lo contrario los resultados no estarán ahí. ¡Perder la barriga sin un esfuerzo sobrehumano es fácil!

¿Estás harto de tu pequeño estómago regordete y no tienes la motivación para hacer un gran trabajo corporal? Con estas 5 posturas de yoga que no requerirán más que una esterilla, finalmente podrás reducir la grasa rebelde que se ha alojado en tu barriga, ¡sin permitirte esos abdominales especiales para el dolor de espalda! Qué perder el estómago sin dolor.

1 / La postura de la Cobra

Efectos: Fortalece la espalda, el abdomen y el cuerpo, hace que la columna sea más flexible y fuerte. ¡Y perder la barriga, por supuesto!

1 / Acuéstese boca abajo, piernas estiradas.

2 / Coloque las palmas de las manos debajo de los hombros, la barbilla y los dedos de los pies en el suelo.

3 / Mientras inhala, levante lentamente el pecho, inclinándose hacia atrás lo más posible, ¡como una cobra lista para atacar!

4 / Permanezca en esta posición durante 15-30 segundos.

5 / Mientras exhala, vuelva lentamente a la posición de acostado. Repite este ejercicio al menos 5 veces, descansando 15 segundos después de cada una.

Advertencia : Esta postura no es adecuada para mujeres embarazadas, personas con úlceras o hernias.

2 / La postura del arco

Efectos: adelgazar la barriga, fortalecer los abdominales, activar el sistema digestivo, combatir el estreñimiento.

1 / Acuéstese boca abajo, piernas estiradas, brazos a cada lado del cuerpo.

2 / Flexiona las rodillas, agarra los tobillos con las manos y sostén.

3 / Inspirando, levanta la cabeza e inclínate hacia atrás. Levanta las piernas lo más alto que puedas.

4 / Mantenga esta posición durante 15-30 segundos. Respire normalmente.

5 / Exhalando, regresa lentamente a la posición de acostado.

6 / Repite este ejercicio al menos 5 veces.

3 / La postura del barco

Efectos: Lucha contra la grasa de la cintura, fortalece los músculos de la espalda y las piernas.

1 / Acuéstese, piernas juntas y extendidas, brazos a los lados.

2 / Mientras inhala, comience a levantar las piernas sin doblar las rodillas, los pies y los dedos de los pies hacia afuera. Levanta las piernas lo más alto posible.

3 / Luego levante los brazos manteniéndolos rectos, tratando de alcanzar los dedos de los pies. El ángulo de su cuerpo debe ser lo más cercano posible a los 45 grados.

4 / Mantenga esta posición durante al menos 15 segundos.

5 / Exhale lentamente mientras suelta.

6 / Repite este ejercicio al menos 5 veces.

4 / La postura del puente

Efectos: reduce la grasa abdominal rebelde, tonifica brazos, hombros, espalda, glúteos y muslos.

1 / Comience con las manos en el suelo y las rodillas debajo de los hombros y las caderas.

2 / Tire de los dedos de los pies y los pies hacia atrás, uno a la vez, estirando las piernas hacia atrás.

3 / Inhale y mire levemente frente a sus palmas de modo que su cuello esté alineado con su columna vertebral.

4 / Mantenga los músculos abdominales tensos. Tu cuerpo debe formar una línea recta desde los talones hasta la cabeza. Asegúrese de que sus manos estén planas y sus dedos abiertos.

5 / Mantenga esta posición durante 15-30 segundos o más para obtener mejores resultados.

6 / Libere su postura dejando caer las rodillas al suelo mientras exhala.

7 / Repite 5 veces.

Advertencia : Esta posición no es adecuada para personas con presión arterial alta o grandes lesiones en la espalda.

5 / La postura de liberación del viento

Efectos: masajear el colon, regular el nivel de acidez en el estómago, tratar el estreñimiento, aliviar los dolores de espalda, reafirmar y tonificar los músculos del abdomen, muslos y caderas, perder la barriga.

1 / Acuéstese boca arriba, con los brazos a cada lado del cuerpo y los pies extendidos, tocándose los talones.

2 / Doble las rodillas. Mientras exhala, llévelos gradualmente hacia su pecho, con los muslos ejerciendo presión sobre su abdomen. Mantenga las rodillas en su lugar apretando las manos debajo de los muslos.

3 / Mientras exhala, levante la cabeza de modo que su barbilla toque sus rodillas.

4 / Mantenga la posición durante 60-90 segundos, respirando profundamente.

5 / Exhala lentamente, luego suelta las rodillas.

6 / Coloque las manos a cada lado del cuerpo, con las palmas hacia el suelo. Repite el ejercicio al menos 5 veces.

Artículos relacionados:

Yoga: 12 razones insospechadas para practicarlo en lugar de otro deporte

5 virtudes del yoga que mejorarán tu vida sexual

Yoga para el pecho: ¡5 posiciones simples para un escote de muerte!